El salario nominal y real en Cuba

billetera-cubana3La circulación de dos monedas en Cuba es objeto de frecuentes análisis por la prensa occidental que genera, en ocasiones, una absurda pero no ingenua mentira cuando se realizan cálculos acerca de cuál constituye el monto del salario llevado a su expresión en pesos convertibles cubanos (CUC).

Por ejemplo: asegura que quienes obtienen un ingreso mensual de 400 pesos estarán recibiendo el equivalente de 16 CUC.

Esa conclusión no refleja los numerosos artículos y servicios que ese trabajador puede obtener con su salario, lo cual contribuye a tergiversaciones, sobre todo cuando se compara con los salarios en otras naciones.

Ese trabajador y todos los miembros de su familia reciben cada mes productos de primera necesidad que paga en moneda nacional a precios inferiores a su cuantía de producción en esa moneda y en divisas. Esa diferencia que el consumidor no cubre es la llamada subvención estatal.

Esos productos costaron en el 2008, dado el aumento de los precios de los alimentos en el mercado internacional, 58 por ciento más, lo cual obligó a pagar 839 millones 600 mil dólares adicionales, sin que se trasladara ese aumento al consumidor.

La insuficiencia real de esa canasta básica para satisfacer todos los requerimientos totales en alimentos y en artículos de aseo, impide muchas veces tener en cuenta el ángulo económico favorable para el cubano.

Exactamente igual ocurre con otros servicios y recursos entregados al ciudadano gratuitamente o mediante el pago en moneda nacional y que tienen una parte de su costo en divisas. Ocurre con la electricidad, donde si se consume de 200 kilowatts al mes, se paga por ellos, de acuerdo con las tarifas vigentes, 44 pesos, pero la generación de esa electricidad cuesta al Estado unos 30 dólares.

Igual sucede con el gas licuado, el servicio telefónico y otros.

Quienes hacen esos cálculos y conversiones a CUC deben tener en cuenta los servicios de salud, que en otros países consumen una parte sustancial del ingreso familiar en Cuba son gratuitos.

Similar puede decirse de la educación. En la mayor de las Antillas existe casi un millón de graduados universitarios, y estudian ese nivel de enseñanza el 72,7 por ciento de los que tienen entre 18 y 24 años.

El 78 por ciento del Producto Interno Bruto se dedica en 2009 al consumo personal y social. El primero, alcanza el 49 por ciento del PIB y el otro 29 por ciento a cubrir necesidades económicas y sociales de todo tipo.

Añádase a lo anterior que gracias a la Ley de Reforma Urbana más del 85 por ciento de los cubanos son propietarios de la vivienda que habitan, habiéndose librado de la renta, convertida para millones en el orbe en fuerte gravamen para la economía familiar.

Los cubanos se encuentran lejos todavía de satisfacer todas sus necesidades materiales, pero muestran índices de desarrollo humano que constituyen soñadas aspiraciones para millones de habitantes del planeta.

No siempre, como en este caso, el salario deviene el indicador más exacto para medir el nivel y la calidad de vida.

Anuncios

One thought on “El salario nominal y real en Cuba

  1. Si ciertamente esta comparacion deviene en un mezquino rejuego y los demas etc…sin embargo modestamente opino que:

    1. Si el salario se correspondiera realmente con el aporte de cada individuo a la sociedad, algunas “gratuidades” podrian tener una valoracion diferente. Considero que lo que se me “deja” de pagar va a parar al pago de los servicios tales como salud, educacion, deporte, etc. porque el estado “se apropia” de mi plusvalia o plusproducto.

    2. El ejemplo de la electricidad, puedo o no coincidir, pero el Estado puede subvencionar el combustible – bien – si me pagase lo que realmente me corresponde por mi trabajo, no tendria exactamente que ser asi y es como el cuento “de la buena pipa”.

    El aumento del pago de la electricidad fue una medida “voluntarista” y creo que poco democratica:

    a) Se partia de los altos consumidores; quienes son???, es que acaso una familia que consuma mas alla de 200 Kw se considera un alto consumidor???. No, de ningun modo, porque si uds anade que el Estado “impuso” la utilizacion de la electricidad, para “ahorrar” combustibles, era evidente que los gastos aumentarian. POr tal caso no coincido con el concepto estricto de subvencion y que nosotros los cubanos “agradezcamos ese favor”.

    3.La propia educacion se encarece en la misma dimension de la familia de que se trate, es decir, para el Estado son menos rentables los costes de estudios de cuatro personas, que los de dos, sin embargo el de menor cantidad debe cargar con el peso. A la larga habra mayores beneficios por la de cuatro, pero mientras tanto???.

    No me estoy cuestionando la justeza de nuestro sistema, y las comparaciones con lo que entrega el sistema capitalista es abismal. Debo decir que si bien en algunos paises capitalistas la medicina es en su 80% privada, tambien es unaverdad que hay medicina gratuita, en algunos paises, al menos la asistencia primaria. La propia existencia del socialismo y de sus gratuidades hizo que algunos paises capitalistas, para demostrar su vigencia, implementaran un sistema de salud, donde tambien la medicina tuviese “posibilidades” para las personas de menos ingresos, aunque solo fuese la primaria.

    Solo el socialismo es el futuro de la humanidad, pero …hay que tener en cuenta muchas cosas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s