Niños que sacaban de Haití tienen familia

No eran huérfanos. La mayoría de los niños que un grupo estadounidense intentaba sacar de Haití el pasado viernes por la noche tienen familia, según ha dicho la organización que se ha hecho cargo de los pequeños tras el suceso.

“Hablando con los niños más mayores, con más de siete años, hemos sabido que sus padres están vivos. Algunos nos han dado sus direcciones y sus números de teléfono”, ha dicho Patricia Vargas, directora regional del centro de acogida de la asociación SOS Children’s Village que acoge a los niños desde el arresto del grupo de estadounidenses.

El pasado viernes, la policía haitiana detuvo a 10 estadounidenses, pertenecientes a un grupo religioso, cuando trasladaban a 33 niños a la República Dominicana. Están acusados de haber violado las leyes de inmigración.

Según dijeron los detenidos, cinco hombres y cinco mujeres, los pequeños procedían de un orfanato de Puerto Príncipe que resultó destruido en el seísmo y los trasladaban a otro centro en el país vecino.

“No tenemos nada que ver con el tráfico de niños. Eso es exactamente contra lo que intentamos luchar”, ha dicho uno de los detenidos, Laura Silsby. Sin embargo, no contaban con los permisos pertinentes.

Pero este domingo, la organización caritativa que se ha hecho cargo de los pequeños, de dos meses a 12 o 14 años, ha explicado que la mayoría no son huérfanos.

“La mayor parte de los niños todavía tienen familia”, ha declarado Vargas. La responsable regional ha dicho tener esta información del Instituto de bienestar social haitiano, que se ocupa de las adopciones y que ha confiado temporalmente a los niños a SOS Childrens Village. Una niña pequeña, de unos meses, ha sido hospitalizada el sábado “porque sufría malnutrición”.

“No puede aprovecharse nuestro desamparo de este modo”, dijo este domingo Marie Laurence Jocelyn Lassegue, ministra haitiana de comunicación, mientras anunciaba las detenciones.

“Esto es un robo, no una adopción”, dijo su colega Yves Cristalin, ministro de Asuntos Sociales. “Ningún niño puede dejar Haití sin la autorización adecuada y esta gente no tenía esa autorización”.

Las autoridades haitianas han venido expresando su temor de que, desde que se produjo el seísmo, organizaciones legales se lleven del país a ‘huérfanos del terremoto’ antes incluso de que se hayan agotado los intentos de localizar a sus padres.

No eran huérfanos. La mayoría de los niños que un grupo estadounidense intentaba sacar de Haití el pasado viernes por la noche tienen familia, según ha dicho la organización que se ha hecho cargo de los pequeños tras el suceso.

“Hablando con los niños más mayores, con más de siete años, hemos sabido que sus padres están vivos. Algunos nos han dado sus direcciones y sus números de teléfono”, ha dicho Patricia Vargas, directora regional del centro de acogida de la asociación SOS Children’s Village que acoge a los niños desde el arresto del grupo de estadounidenses.

El pasado viernes, la policía haitiana detuvo a 10 estadounidenses, pertenecientes a un grupo religioso, cuando trasladaban a 33 niños a la República Dominicana. Están acusados de haber violado las leyes de inmigración.

Según dijeron los detenidos, cinco hombres y cinco mujeres, los pequeños procedían de un orfanato de Puerto Príncipe que resultó destruido en el seísmo y los trasladaban a otro centro en el país vecino.

“No tenemos nada que ver con el tráfico de niños. Eso es exactamente contra lo que intentamos luchar”, ha dicho uno de los detenidos, Laura Silsby. Sin embargo, no contaban con los permisos pertinentes.

Pero este domingo, la organización caritativa que se ha hecho cargo de los pequeños, de dos meses a 12 o 14 años, ha explicado que la mayoría no son huérfanos.

“La mayor parte de los niños todavía tienen familia”, ha declarado Vargas. La responsable regional ha dicho tener esta información del Instituto de bienestar social haitiano, que se ocupa de las adopciones y que ha confiado temporalmente a los niños a SOS Childrens Village. Una niña pequeña, de unos meses, ha sido hospitalizada el sábado “porque sufría malnutrición”.

“No puede aprovecharse nuestro desamparo de este modo”, dijo este domingo Marie Laurence Jocelyn Lassegue, ministra haitiana de comunicación, mientras anunciaba las detenciones.

“Esto es un robo, no una adopción”, dijo su colega Yves Cristalin, ministro de Asuntos Sociales. “Ningún niño puede dejar Haití sin la autorización adecuada y esta gente no tenía esa autorización”.

Las autoridades haitianas han venido expresando su temor de que, desde que se produjo el seísmo, organizaciones legales se lleven del país a ‘huérfanos del terremoto’ antes incluso de que se hayan agotado los intentos de localizar a sus padres.

Anuncios

One thought on “Niños que sacaban de Haití tienen familia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s