Houari rompe barreras

Cuando Houari García Rodríguez nació no hubo alegría ni lágrimas de felicidad en los ojos de la familia, solo la preocupación y la tristeza se apoderó de todos. Ante su cabeza redonda y pequeñas, aquellos ojitos  con inclinación hacia arriba y hacia fuera, tipo oriental,y las orejas pequeñas no quedaban dudas: era síndrome de down.El dolor inicial dio paso a la incertidumbre, qué hacer con un niño con estas características; por el suelo rodaron las ilusiones de verlo convertido en medico o abogado, como tantas veces soñaron despiertos mientras la barriga crecía desproporcionadamente.

Pero la maternidad pudo más que la angustia y esa madre acunaba a su hijo, lo protegía hasta de los suspiros, y decidió no aceptar la lástima, crecería y se desarrollaría como todos los niños, sin que hubiera diferencias. Tal es así que en la escuela especial Carlos Marx aprendió a leer y a escribir, las tareas a desarrollar en la casa llevaban horas de atención y disciplina pero cada día crecía su imaginación y su talento.

Soñaba Houari con ser mago y en las actividades culturales sacaba palomas imaginarias de una caja; quería ser pintor, y de la mano de Margot Arencibia,una talentosa instructora de arte, conoció las primeras líneas con crayolas, después vino la tempera y posteriormente otros materiales.

Llegar al barrio era pasar casa por casa saludando, repartiendo besos húmedos, diciendo sui generis piropos a las muchachas. Escuchar a Polo Montañez fue su mayor relajante hasta aprender de memoria cada canción, cada gesto y reproducirlo con fidelidad en cada festividad.

Formar parte del proyecto “Con amor y esperanza” me comenta que es su  mejor alegría, porque con otros síndromes y bajo la dirección del artista pinareño jesús Carrete aprendieron la técnica del grabado y se pudo convertir en un verdadero artista, con premios nacionales e internacionales,además de ser el centro en documentales y otros audiovisuales.

Hace años que la mamá de Houari sonríe a la vida. Dice que su hijo es un tesoro, con mucho talento y con una vitalidad y un derroche de cariño increíble.Un bálsamo para sus dolores.

Presumido, adora  los perfumes, la ropa a la moda, las muchachas hermosas, la música, el baile, los amigos, su novia laura, también síndrome de down y su familia.

Y es que este joven pinareño rompe todas las barreras con su sonrisa y con esa mirada pícara que gana afectos sin proponérselo.

Anuncios

3 thoughts on “Houari rompe barreras

    • Me extraña eso que dices de España, yo no se nada de la vida de estas personas, pero las veo cada día en mi ciudad cogiendo solos los autobuses para sus colegios, los fines de semana en pandillas con sus uniformes y sus balones para sus competencias de futbol, hay exposiciones de pinturas y artesanías de ellos, los ves solos y acompañados por otros iguales y con sus familias, andan haciendo una vida normal y hasta en ocasiones son los que te atienden en alguna recepción de algún centro de trabajo,especialmente los gubernamentales, tienen sus asociaciones y sus Peñas . Son muchos, y no nacerá el que sus padres quieran matarlo, pero por nacer son muchos los que nacen, Tienen una vida muy normal lo que en Cuba es algo extraordinario acá es muy normal, Pero bueno , tal vez en Cuba hay algún pueblo que se llama España, pero en la de Europa , eso que dices no es verdad. Y por cierto , según las estadisticas cubanas, hay mucho aborto en Cuba y de todo tipo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s